.:: Hermano de batalla Artemis ::.

Como los otros Ordos de la inquisición, el Ordo Xenos tiene su propio capítulo de Marines Espaciales – la Guardia de la Muerte. A través de la galaxia, y mas allá en el halo de las estrellas, hay civilizaciones aliens que amenazan a la humanidad. Muchas de estas son ciertamente antiguas y terribles, como los C'tan que casi extinguió a toda la vida de la galaxia 60 millones de años antes del Imperio, o los Observadores Cyranax cuyas terribles armas virales pueden azotar mundos enteros de sus poblaciones. Es la tarea sagrada de la Guardia de la Muerte estar vigilantes sobre estas razas prehistóricas y estar preparada para actuar si tales antiguos males despiertan de su letargo de nuevo. La Guardia de la Muerte son la primera, y a menudo única, línea de defensa contra estos horrores inhumanos.

La Guardia de la Muerte está formada por muchos y diversos Capítulos, los cuales realizaron juramentos hace milenios para mantener una fuerza especialmente entrenada en la caza del alien, los cuales estarían preparados para responder a la llamada de las armas.

Originario del Capítulo de los Mortificadores, el Hermano Capitán Artemis comanda un equipo-ejecutor del Ordo Xenos, cuya misión es el exterminio de cultos influenciados por aliens, así como la recuperación de artículos de tecnología alien y destruir infestaciones de criaturas tales como los Genestealers, Esclavizadores y Orkos. Está entrenado para seguir el rastro de tales abominaciones, reconociendo fácilmente la corrupción de la dominación alien, detectando el sutil hedor de una presencia inhumana.

Defensor del Imperio (orígenes del Hermano de Batalla Artemis)

Protegiendo al Imperio contra la corrupción de las razas aliens, la Guardia de la Muerte forma el brazo militante del Ordo Xenos. Sus miembros son de muchos Capítulos de Marines Espaciales, y todos han realizado juramentos sagrados para mantenerse especialmente entrenados contra los alien y estar listos para desplegarse en el menor tiempo posible. Estos guerreros se congregan para formar equipos-ejecutores del Ordo Xenos bajo el mandato de un Inquisidor, aunque en algunos casos un Capitán Marine Espacial puede asumir el mando si así lo dictan las circunstancias.

El Hermano de Batalla Artemis es un veterano de cientos de campañas y su valor es incuestionable. Fue reclutado para las filas del Adeptus Astartes hace un siglo del mundo salvaje de Posul, un mundo nocturno cubierto en una oscuridad casi perpetua. Las feroces tribus nómadas que habitan este triste mundo estaban en un estado de la guerra constante, luchando en terribles batallas y dándose un festín con la carne de los muertos. Una casta de monjes guerreros sedientos de sangre gobierna las tribus y predica una cultura de adoración a la muerte, su filosofía es que la fuerza del enemigo se puede ganar comiendo su carne. La muerte en batalla es la meta de cada guerrero, pues se cree que le llevará al Pasillo de los Vencedores a sentarse en la mesa del banquete del Ultimo Guerrero, el ser divino que personaliza lo mas alto del valor en la lucha.

Guerreros escogidos de las tribus más fuertes son reclutados por los Capellanes de los Mortificadores, que fueron una vez monjes guerreros en las tribus. Incluso en su juventud, Artemis era uno de los guerreros más grandes de su tribu y pavimentó el suelo de la casa de campo de sus padres con los esqueletos de los muchos enemigos que mató. Su valor y ferocidad en batalla eran incomparables y era inevitable que muchos buscaran su muerte para adquirir su valor. Artemis mató a todos los que vinieron a por él hasta que fue emboscado por mas de cincuenta guerreros de una tribu enemiga. El joven Artemis los mató a todos, pero fue herido varias veces, siendo cada una de las heridas capaz de matar a un hombre. Estando ahí, sobre una pila de cadáveres, los Capellanes de los Mortificadores encontraron el cuerpo de Artemis que, a pesar de sus heridas, todavía vivía. Este hecho se tomo como un gran presagio para su futuro y los Apotecarios del Capítulo volvieron a su monasterio de la fortaleza con el joven herido para comenzar el proceso que lo transformaría en un Marine Espacial.

Como un completo hermano de batalla, Artemis se distinguió rápidamente, demostrando un talento y un celo para la destrucción de los alienígenas que le valió un lugar dentro de los combatientes aliens que están listos para el despliegue a las ordenes de la Guardia de la Muerte. Pasaron trece años antes que la llamada llegara y, cuando lo hizo, había perfeccionado el arte de matar aliens. Artemis repintó ritualmente su armadura con los colores de la Guardia de la Muerte, dejando solamente una sola placa del hombro con el símbolo del Capítulo de los Mortificadores. Al servicio del Inquisidor Severnius, Artemis realizó su primera acción contra un culto de Genestealer en el Mundo Misionario de St Capilene, donde la rápida acción del grupo-ejecutor salvó indudablemente al mundo de caer bajo la dominación del culto. El Inquisidor Severnius alabó personalmente la bravura de Artemis y lo nombró su segundo al mando del grupo-ejecutor.

Durante dos décadas Artemis luchó junto al Inquisitor Severnius, arrancando la corrupción alien y destruyendo los cultos influenciados por alien dondequiera que fueran descubiertos. En Varrnix Prime, Artemis recuperó armamento cristalino ahora asociado a la raza alien conocida como los Psy-Gore de Persus. Frustraron a los guerreros nocturnos de Hrud en sus planes para capturar una base de Adeptus Mechanicus e incontables guaridas de Orkos fueron exterminadas por el grupo-ejecutor.

En el mundo agrícola de Tarrenhorst, Artemis y Severnius descubrieron una infestación de criaturas de la disformidad que psíquicamente habían esclavizado a toda la población. El descubrimiento llegó tan pronto como las criaturas intentaron dominar la mente del grupo-ejecutor y doblarlas a su voluntad. Severnius detectó la tentativa y pudo blindar las mentes de su equipo, pero no antes de que tres Marines Espaciales sucumbieran a las energías de las entidades de la disformidad y volvieran a sus bolters contra el grupo-ejecutor. Los disparos de Bolter llenaron el aire y el fuego mató a dos Marines Espaciales. Ignorando la lluvia de balas, Artemis desmembró a uno de sus antiguos aliados con un solo tajo de su espada de energía y el grupo-ejecutor formó un círculo defensivo cuando los habitantes del planeta y sus camaradas poseídos cayeron sobre ellos. Artemis, Severnius y los dos Marines Espaciales restantes del grupo-ejecutor lucharon hasta limpiar la trampa y pudieron atrincherarse en un pequeño templo dedicado al Emperador en la plaza principal de la ciudad. Severnius estaba fatigado y apagado, el esfuerzo de mantener el escudo psíquico drenaba sus reservas de energía rápidamente mientras que los tres Marines Espaciales sostuvieron una defensa desesperada contra los habitantes esclavizados y sus hermanos poseídos.

Por seis días el grupo-ejecutor se defendió contra sus enloquecidos atacantes hasta que pudieron, finalmente, entrar en contacto con su nave en órbita para que enviaran una Thunderhawk que lo rescataran de la superficie. Antes de que la nave pudiera aterrizar, el debilitado Severnius fue muerto por uno de Marines Espaciales esclavizados y el mando del grupo-ejecutor pasó a Artemis. Junto con el cuerpo del Inquisidor, Artemis y sus hermanos de batalla lucharon en su camino hasta la nave y salieron del mundo condenado. Una vez en su nave, Artemis pidió el bombardeado planetario con torpedos ciclónicos desde la órbita, sabiendo que era la única manera de asegurarse que los Esclavizadores fueran destruidos. Artemis y los miembros que sobreviveron del grupo-ejecutor volvieron a la fortaleza de la Inquisición de Talasa Prime en el Segmentum Ultima donde le asignaron el mando del grupo-ejecutor y guerreros de refresco reforzaron su escuadra.

Artemis continúa sirviendo en la Guardia de la Muerte, siguiendo el hedor de lo xenomorfo dondequiera que lo descubra. Sus investigaciones lo conducen a los nichos más oscuros de la galaxia y su talento para revelar la corrupción oculta de la influencia alien bordea lo sobrenatural. Artemis ha dedicado su vida a la protección del Imperio contra la amenaza de la dominación alien, y hay muchos mundos en la galaxia que deben su existencia a sus esfuerzos.

Fuente: GW, traducido por Inquisidor T de labibliotecanegra.net



 



inicio|nimda|galerias|foro|trasfondo|informes|acerca de

          Copyright 2008 © Forge Studio. Todos los derechos reservados. |
           Esta página no es oficial y no tiene ninguna relación con Games Workshop Limited